12 Ago

Impresoras 3D: Deposición de material plástico

En los últimos años se están popularizando las impresoras 3D. Poco a poco se van incorporando nuevos modelos al mercado y cada vez más asequible al usuario final,  abarantandose así los costes de los consumibles para la impresión en 3D.  impresora 3d

En este post nos vamos a centrar en las impresoras 3D que utilizan como tecnología la deposición de material plástico.

Impresoras 3D, ¿Son Realmente novedosas?

Aunque las impresoras 3D se han dado a conocer hace relativamente poco, esta tecnología de impresión 3D se viene usando desde finales de los años 80 y fue inventada y patentada por Scoott Crump.

impresoras 3d

Imagen de ngenespanol.com

En este tipo de impresoras tenemos dos partes fundamentales, la base y el extrusor:

  • Base: es la superficie sobre la que se va a realizar la impresión 3D.
  • Extrusor: dispositivo que calienta el material hasta el punto de fusión. El extrusor es el que va depositando el material fundido en la base, formando las diferentes capas que formarán el objeto impreso en 3D.

Una vez que el material esta en la temperatura óptima, se deposita en la base. Tras ser depositado, el material se enfría y se solidifica. Una vez que la capa se ha solidificado, el cabezal de impresión se desplaza verticalmente para comenzar con la impresión de la siguiente capa.

Materiales de impresión 3D

Dentro de las impresoras 3D que trabajan con esta tecnología, podemos encontrar dos tipos de materiales principalmente: ABS o PLA. De hecho, el 95% de las impresoras 3D personales en españa utilizan ABS o PLA.

  • ABS: Tiene un punto de fusión alto (unos 230º ~ 240º). Gracias a su temperatura de fusión, se puede emplear para piezas que tengan que soportar una temperatura considerable, como puede ser contenedores para líquidos calientes, por ejemplo. Se puede mecanizar, pulir, lijar, limar, agujerear … Se usa constantemente en los procesos de fabricación actuales: carcasas de electrodomésticos, componentes de automóvil, piezas de lego…
  • PLA: Su punto de fusión es mucho menor (las piezas se empiezan a descomponer a los 50º ~ 60º). Se crea a partir de recursos naturales y renovables, tales como la caña de azúcar, raíces de tapioca o almidón de maíz. Como su punto de fusión es menor que el ABS y la impresión 3D no se adhiere a la base, sus impresiones se consideran más sencillas.

Puede consultar nuestro catalogo de consumibles 3d aquí.

Conclusión

Cada material de impresión tiene unas ventajas e inconvenientes característicos. Decantarse por uno u otro depende del uso que se le vaya a dar a la impresora 3D. Si tiene alguna duda o esta pensando en empezar en el mundo de la impresion 3D, no dude en pasarse por nuestra tienda o ponerse en contacto con nosotros.

 

Share this

Leave a reply